Asociación Mexicana de Franquicias

Asociación Mexicana de Franquicias

Franquicias, un modelo de negocio que se promete como ‘blindado’

Facebook
Twitter
LinkedIn
Email

No existen fórmulas infalibles para garantizar el éxito de una inversión en un negocio pero replicar un modelo de alguno que ya probó el éxito sí permite a los inversionistas tener un mayor margen de retorno de inversión.  Al menos esa es la visión de Mario Briceño, presidente de la Asociación Mexicana de Franquicias (AMF), un sector que actualmente representa 5.4 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) del país.

“En México ocho de cada 10 negocios que se abren están destinados al fracaso en menos de dos años de operación. En el sistema de franquicias, nueve de cada diez nuevos negocios que se abren operan por más de cinco años, esto es lo que permite que todas las personas que invierten el modelo de franquicia técnicamente tengan asegurado el éxito”, señala Briceño en entrevista con Reporte Indigo.

Este modelo de negocio permite, a quienes lo adquieren, comercializar bienes o servicios a través de un contrato bajo el nombre de una marca que ya cuenta con un sistema probado de negocio y un conjunto de conocimientos técnicos. En México hay aproximadamente mil 300 marcas de franquicias, 85 por ciento de ellas son nacionales y 15 por ciento extranjeras, de acuerdo con datos de la AMF.

“Una de las principales obligaciones de las marcas franquiciantes es el de transmitir conocimiento, experiencia, capacitación, supervisión, asesoría e inclusive la cadena de distribución a los franquiciatarios o a los inversionistas”, explica.

Los negocios que trabajan con este modelo pudieron blindarse un poco más ante el embate de los confinamientos intermitentes durante 2020 y 2021 que establecieron las autoridades para tratar de contener los contagios por COVID-19, de hecho Briceño asegura que no hay registro de marcas que hayan dejado de operar durante los meses más álgidos de la pandemia en el país.

“Si bien es cierto por diferentes motivos, sobre todo por atender los requerimientos del sector salud, algunas unidades se vieron afectadas de cerrar y pausar el servicio, no cerraron definitivamente, el primer semestre de 2022 le hemos llamado el primer semestre de reactivación, que en todas aquellas unidades que estaban, por ejemplo, en plazas comerciales que tuvo que cerrar al abrir sus puertas se están reactivando estas unidades y se están poniendo en operación”.

Para este año la AMF calcula que el negocio de las franquicias crezca 12 por ciento, es decir, hasta seis veces más que toda la economía mexicana, aunque esto no significa que estén siendo inmunes a los impactos del lento avance económico del país y el incremento de la inflación durante los últimos meses.

“En el tema de la inflación lo que hacemos es ajustar nuestros precios sin salirnos de mercados para no impactar tan fuerte.

Hoy en día estamos enfrentando una segunda crisis de falta de insumos ocasionado por la guerra entre Rusia y Ucrania y otros derivados de la facturación de puertos y fronteras, pero algo que garantiza pertenecer a un sistema de franquicia, las compras por volumen, los sistemas de transportación, acopio y distribución permite garantizar a las marcas o franquiciatarios la entrega puntual de estos suministros a través de la cadenas de valor ”, explica.

En la primera quincena de julio la inflación general se ubicó en 8.16 por ciento en su variación anual y de 0.43 por ciento con respecto a la quincena anterior, esta fue la subida quincenal más alta desde 1998.

 

Fuente: Reporte Índigo

Quizá te puede interesar:

X
X
X